close

Todos me decían que no podría vivir de una almohada pero para mi era el eslabón trascendente

Todos me decían que no podría vivir de una almohada pero para mi era el eslabón trascendente

    Con cierta razón todos me decian que no podría “vivir” de una almohada (por más que fuera de cascarilla de trigo sarraceno) .

    Lo que no podían ver los que sensatamente me aconsejaban era todo lo que significaba como potencial oculto esa almohada para mí y mucho menos lo que ayudaría a crear después…

    Año 2004 trabajaba en el área de Marketing de una empresa multinacional hacía diez años, con una carrera por delante, lo material resuelto, un futuro de proyectos, viajes.

    Sin embargo dentro mío algo decía, “no es por ahí”. (Igual que a Joaquín).

     

    Y la cuenta regresiva llegaba a cero..

    Reunión de varios gerentes con el presidente de la compañía.

    El tiempo se detuvo. La escena quedó congelado en ese instante.

    Estaba a punto de tomar una decisión que sería un antes y un después y como en el momento de la madre que va a dar a luz, todo el universo se detiene.

    Agarré una birome y escribí, “me voy…” (Aún tengo guardado el papel en el que lo escribí como símbolo del compromiso conmigo mismo)

     

    No sabía cómo ni cuándo pero la decisión estaba tomada…-

    Seis meses después empezaba una nueva vida: Urbano & Orgánico. Llevaba las almohadas a donde me las pidieran con un entusiasmo desbordante. Pero sobre todo llevaba un mensaje … poco después saldría la revista que editaría durante casi diez años (era más importante el “mensaje” que la almohada 🙂) y que sería como una voz de la naturaleza en la ciudad, una propuesta natural de alimentación y sobre todo una invitación a un cambio desde nuestra esencia.

     

    De hecho escribía porque quería contar lo que estaba viviendo y transmitir que era posible hacer un cambio hacia una vida más afin a mi mismo, a  mis valores.

     

    Un “eslabón trascendente” puede ser una persona, un producto, una situación, una frase.

     

    Algo. No importa qué.

     

    Nuestra tendencia a sobre valorar los “resultados finales”, nos hace perder de vista esas estaciones “intermedias” fundamentales sin las cuales no podríamos dar el próximo paso en la dirección de un cambio, de una transformación, de un proyecto con alma.

     

    ¿Pero cómo empezó todo?

     

    Aparentemente con una almohada. Pero la verdad es que era mucho más, porque para mi concentraba la posibilidad de un cambio de vida.

     

    Pero cuando aún estaba dentro de la empresa no podía vislumbrar nada de eso que vendría después.(Los puntos se conectan cuando miramos hacia atrás)

     

    Esa almohada fue el “eslabón trascendente” que me permitió dar el paso de un “mundo al otro”.En cierto sentido un portal, hasta tal vez un salvavida como excusa para responder al llamado de un cambio hacia la naturaleza, hacia una vida con mayor sentido.

     

    No estaba claro el destino final pero tenía total convicción y entusiasmo por ese paso.

     

    Una almohada, el llamado de la naturaleza y un futuro aún sin definir pero inspirador.

     

    Nunca hubiera podido imaginar ni soñar que allí comenzaría una transformación mucho mayor, la de empezar a ser un emprendedor con alma y desde ahí a la de Orientador (Pero ese es el capítulo actual más reciente en la búsqueda seguir afinando y dando mayor sentido a mi vida, que te lo quiero contar en estos días con más detalle).

    ————————————————————————————————————————-

    Lic. Alexis G.Ansaldo
    Creador de Almamater (desarrollo del potencial interior) proyecto de orientación psicoenergético y formación para la verdadera Vocación.

    Almamater. www.elalmaimporta.net

     

    (La Orientación Psicoenergética es la comprensión energética de nuestra identidad esencial. Conocerla nos permitirá alcanzar un alto grado de claridad sobre nosotros mismos, comprender procesos internos que permitan desarrollar un sentido de orientación y dirección de la propia vida. Interpretar la energía que representa nuestra identidad nos permite conocer nuestras motivaciones más esenciales y proyectarnos naturalmente desde allí. Orientarnos implica que tenemos una dirección que nace como fruto del “querer ser uno mismo”. La Orientación Psicoenergética tiene en cuenta el proceso de desarrollo de la persona hacia el nivel más elevado de consciencia.)

     

     

    Deja un comentario